Por Carlos Vara

 

Al lector.

Las nostalgias son algo complicado de explicar: un mero invento mío bastante rimbombante; llegan a ser complejas hasta un grado de absurdez que le podría aburrir a muchos, dejándolas de lado, pero al fin de cuentas intentan formar parte de esas llamadas letras que contribuyen a un invento más exasperante que es el arte. Explicarlas es algo raro; complejo hasta el centro pero no imposible. Sin embargo, llega a resultar al lector difícil porque es él el último que les da el sentido debido, pero para ello debo explicar de qué se tratan. Las he desarrollado y quiero creer que soy el primero y por ahora el único, pero pudiese que otro ya haya tenido la idea de hacerlas.

Si bien, en los poemas, el poeta intenta plasmar todos los sentimientos y a la vez ninguno (porque igual los siente como igual no, pero que piensa en los otros que sí) también intenta plasmar ideas alternas y adversas. Que si en un poema dice que se ama alguien, también puede ser mentira, o capaz no habla de un romance sino de un desamor que le duele, pero lo disfraza tan bien en el verso que parece que es adverso a lo que escribe. Partiendo de ello he planteado que se pueden explorar miles de resultados tangibles y varias combinaciones de palabras y de rimas. Ahora bien, esos son los versos alternos; uno sí y otro no, uno es sí y el otro es no. Lo intentaré desglosar lo mejor posible, haciéndolo de manera entendible, porque nada tendrá caso si no se me comprende, así que partiré con el ejemplo para que sea claro. Antes que nada, aclaro la terminología usada en estas llamadas “nostalgias”.

Nostalgia: Poema compuesto por versos alternos, saltos y métricas.

Coda: Verso extra formado del total de saltos

Saltos: Selección de palabras para formar el coda.

Alternados: Selección de versos a leer en la forma alternada.

Reversos: Versos leídos a la inversa, de arriba abajo.

Lectura primaria: Lectura convencional del poema.

Lecturas duales: Siguiendo el orden de los versos alternados.

Lectura reversa: Lectura siguiendo el orden de los reversos, empezando por el último reverso denominado lectura reversa primaria, y empezando por el primer reverso, denominada lectura reversa secundaria. Pueden tomarse otras variables para la lectura reversa.

(No) Te amo en sueños

Alternados de 2 versos

Reversos a 4 versos

Rima a 3 versos

Saltos a 5 palabras

Viviría un sueño eterno si se me dieran las ganas

No despertaría jamás en los sueños plácidos aunque quisiese intentarlo

Porque entre esos mis sueños fugaces como gotas de agua te hallo

Te miro tanto así tan única que me dan ganas de cerrar los ojos y viajar

Entonces recuerdo que debería sólo amarte durante pocas semanas

Porque esas partidas matan; fuesen perfectas si no volvieras, pero está bien alejarnos

Porque nos vemos casi siempre y en todas partes tequiero mas no te llamo

Tengo miedo de algunos ciertos casos de paranoia que hacen que te empiece a odiar

Los reversos son la sección del poema en donde los versos se empiezan a leer de abajo hacia arriba. En este caso son a los 4 versos, por lo tanto, se toma el cuarto verso y se empieza a leer de abajo hacia arriba. Los alternados son los versos que se toman para leer sin contar los versos adversos. En este caso son a los 2 versos, así que se toma el primer verso y se salta hasta el tercero, dejando al segundo emparejado con el cuarto. Los saltos son palabras que se toman en cuenta para formar un verso extra al creado (coda). En este caso son a cinco palabras, así que se toman las quintas palabras de cada verso para formar la coda. La rima es opcional. En este caso está cada 3 versos, así que se toma el tercer verso y su última palabra debe rimar ya sea con la última palabra o la primera del verso anterior, o la última palabra o primera del verso posterior. Las comas y signos de puntuación no poseen ningún valor.

 

Coda: “Si los sueños tan sólo fuesen siempre ciertos.”

 

Lectura dual primaria:

“Viviría un sueño eterno si se me dieran las ganas

Porque entre esos mis sueños fugaces como gotas de agua te hallo

Entonces recuerdo que debería sólo amarte durante pocas semanas

Porque nos vemos casi siempre y en todas partes te quiero mas no te llamo”

 

Lectura dual secundaria:

“No despertaría jamás en los sueños plácidos aunque quisiese intentarlo

Te miro tanto así tan única que me dan ganas de cerrar los ojos y viajar

Porque esas partidas matan; fuesen perfectas si no volvieras, pero está bien alejarnos

Tengo miedo de algunos ciertos casos de paranoia que hacen que te empiece a odiar”

 

Lectura reversa primaria:

“Tengo miedo de algunos ciertos casos de paranoia que hacen que te empiece a odiar

Porque nos vemos casi siempre y en todas partes te quiero mas no te llamo

Porque esas partidas matan; fuesen perfectas si no volvieras, pero está bien alejarnos

Entonces recuerdo que debería sólo amarte durante pocas semanas

Te miro tanto así tan única que me dan ganas de cerrar los ojos y viajar

Porque entre esos mis sueños fugaces como gotas de agua te hallo

No despertaría jamás en los sueños plácidos aunque quisiese intentarlo

Viviría un sueño eterno si se me dieran las ganas”

Nostalgia a las vidas malditas

Saltos a 2 palabras

Reversos a 6 versos

Alternados a 3 versos

Rima a 4 versos

Me deprimo por la sola vida misma incesante que pareciese no parar jamás

Y a la vida la he culpado ya, y ella al contrario no me ha reclamado

Para la poca demencia que poseo, esto pareciera ser una agonía anestésica del alma

La mismísima vida agónica que es llena y a su vez, llenada de gracia

Qué vida se vive así, cuando se está loco, y uno queriéndose bajar del mundo

Y que nadie deje que se detenga la vida y el mundo, inclusive, contribuyan a que continúe

 

Siendo ella la incansable e incomparable; eterna, como si nunca fuese a parar ni a pasar

Pero llora conmigo la vida por lo menos en las noches, para que de llorar haya parado

Pasando por desapercibido todo daño causado a la serenidad de mi propia calma en cama

De igual manera me he cansado de ella, esperando a que ella cambie y recibiendo nada

Rara e incógnita se halla mi vida, de la cual desconozco rumbo alguno

De igual manera deseo que no pasen tragedias los demás, y plácidos la vida los sitúe

 

Sigo, lloro, me lamento, pero no es por vergüenza sino por lo que siento sin virtudes

Pero con algunas cosas guardadas; me consuelo y hundo a pesar de mis desvelos vitales

De ella y por ella misma, lamento a la vida y ella se lamenta conmigo, y no lo deseo a nadie

Con la tempestad ruin de mi vitalidad se arrasa y arrastra todo lo que me pesa y pasa

¡Necia vida maldita que me ha tocado; sinvergüenza que me dices mentiras casuales!

Esa misma que llora una vez conmigo, luego me deja, sin nadie que me salve.

 

 

 

Sobre el autor. Carlos Vara. Se interesó en la literatura a los tres años, gracias a su madre. Nunca le gusta lo que escribe.

Ilustración de José Herrera. Conoce más de su trabajo en su facebook.

(Visited 144 times, 1 visits today)
La Marabunta

La Marabunta

Revista Marabunta es un espacio web para la publicación e intercambio de contenido literario y artístico. Somos una organización sin fines de lucro (por ahora) y autogestionamos nuestro trabajo para acercar al público una experiencia cultural diferente. Las opiniones vertidas en cada artículo y los comentarios que le retroalimentan son responsabilidad del autor o persona que los emite, así como el material visual (excepto las ilustraciones de uso libre y de arte universal). Aceptamos donativos en Patreon únicamente para mejorar el proyecto.

Otros textos - Website

Comentarios

comments